Meditación para acogerme desde la autocompasión en tiempos de aislamiento físico en que la humanidad tuvo que adoptar esta medida de seguridad para evitar el contagio del COVID-19.

Intención: «Puedo ser amable conmigo misma»

Meditación en audio que realicé en vivo en la cuenta de Facebook de «Maestras de meditación» en marzo 2020.

Contiene una breve reflexión de lo que es compasión y lo que no.

 


Autocuidado en tiempos de Pandemia

¡Que no cunda el pánico!

Guardar la calma y actuar con responsabilidad es vital.
En tiempos de pandemia es esencial guardar la calma y actuar con responsabilidad, autocuidado y compasión.

Vivir en estrés, ansiedad, pánico y desinformación trae como consecuencia un sistema inmune debilitado, porque todo ello no trae más que un entorno negativo y de miedo.
Solo hay que prestar atención, saber tomar las medidas necesarias; como limitar nuestra exposición, adoptar y mantener buenas prácticas de higiene y saber gestionar nuestras emociones.

Por eso quiero compartir este:

 

«Kit de autocuidado para momentos de pánico social»

🙏Meditar:

Respirar conscientemente, conectarte con tu cuerpo-mente meditando te ayudará a darte la seguridad y calma que necesitas con las meditaciones guiadas como esta.

Además en los destacados de mi perfil en instagram tengo unas historias destacadas llamadas «5×5» 5 formas de meditar a través de 5 técnicas de respiración. Con las que te puedes iniciar a meditar.

❤  Autocuidado:

Es muy cierto lo que dicen en los aviones, «primero póngase la mascarilla usted y luego póngasela a la persona de su costado». Es decir, si no estás a salvo tú primero no es posible salvar a otros. El autocuidado debe ser una práctica vital y biológica.

👐 Compasión:

En tiempos de miedo y mucha incertidumbre es mejor rodearse de información confiable, seria, y de personas que enriquezcan o establecer límites saludables en estos momentos de confinamiento.

Compasión es comprender también que la presencia de miedo y estrés es natural porque nuestro cuerpo nos está defendiendo de amenazas como ésta que es real. No tenemos el control afuera de la pandemia pero si tenemos participación activa de ayudarnos, acogernos para bajar niveles de estrés por la sensación de peligro que naturalmente sentimos. No podemos vivir en estado de protección de amenaza constante porque inhibe otras funciones vitales de nuestro cuerpo-mente.

Para ello, propongo las pausas conscientes; es tomarte un momento y reflexionar, observarse, decirte que estás a salvo y hacértelo saber en atención plena, de esa forma podrás transmitirte seguridad y confianza a ti y a tu entorno.

Y si vas a abastecerte de productos de primera necesidad hacerlo de forma medida también pensando que otras personas no pueden adquirirlos en cantidad.

Finalmente
Respira, observa y libera.

Que te sientas segura y en calma
Que puedas ser amable contigo misma

La calma también es contagiosa.